Inés Arrimadas, política que da gusto

on

Encontrar un político que esté bien valorado actualmente es más difícil como encontrar oro en el patio trasero cuando ni siquiera se tiene dicho patio. Suele parecer que no importa lo que haga o deje de hacer cualquier político, la gente siempre estará polarizada en su opinión, algunos siempre lo apoyarán y otros siempre repudiarán su gestión.

Pero según una encuesta de 2015 sobre los mejores políticos catalanes, la única persona con una valoración positiva, que sube al 85% es nada más y nada menos que Inés Arrimadas, una joven promesa política.

Apenas en sus treintas, esta diputada por el partido Ciudadanos en el Parlamento de Cataluña es actualmente la presidenta del grupo parlamentario de su partido y por lo tanto Jefa de la Oposición del Gobierno de la Generalidad de Cataluña.

Nacida en Jerez de la Frontera, en Cádiz, con padres de Salamanca, esta políglota (castellano, catalán, francés e inglés) recorre habitualmente programas de política en la tv pero centra su trabajo en el Parlamento en sus diversos cargos.

Muchos aprecian que no nació política como muchos, sino que creció con otras aspiraciones (como la arqueología) y que se recibió como Licenciada en Derecho y en Administración y Dirección de Empresas y cuenta con un postgrado francés en administración y gestión para luego desarrollarse en trabajos “normales” alejados a la política, en la que incursionó al acompañar a una compañera de trabajo a un acto del partido en el que actualmente milita.

Claro está, cuenta con aspiraciones a la presidencia de Cataluña, aunque según ella es muy tímida, con sus ambiciones ni se nota.